Archivo de la categoría: Motivacion

NAVIDAD, un tiempo para qué? III Parte.

Al recordar el relato del nacimiento, quién eres tú allí, Angel, Pastor, María, José, el recién nacido, los Magos…?   Toma tiempo y remontate a esa escena.  Descubre tu presencia en ese acontecimiento y hazlo realidad para ti hoy, aquí, ahora.  Escucha las huestes celestiales que alaban junto a tí.

En las pasadas entregas compartimos como esos personajes de fé (los pastores) recibieron un primer mensaje que los  invitaba a no temer y otra muy buena nueva el nacimiento hoy del Salvador.  No te excuses y comienza con esa idea nueva que nace en ti ahora.

Cerramos esta serie, leyendo  en el libro de Lucas 2:13,  como de repente una ¨multitud de las huestes celestiales¨ aparece  diciendo: ¨Gloria a Dios en las alturas y en la tierra paz,   buena voluntad para con los hombres¨.  Cuando te dispones a vivir en armonía con los demás respetando las diferencias que existen entre tú y el otro, eres capaz de escuchar esos mensajeros de amor cantando dentro de ti y puedes vivir en serena paz.

Eres un ser especial,  por eso tu mente y tu corazón se alinean para reconocer que en el Belén eterno de tu corazón hay un Cristo que te inspira a Ser más, a dar más y sobre todo a amar más.

Feliz Navidad!!!

II PARTE. Navidad, un tiempo para qué?

NAVIDAD, un tiempo para qué?  PARTE II

Cuál es la más  buena de las noticias que tu deseas escuchar en tiempo de navidad? Quieres oir que este es buen tiempo para conquistas?  Para lograr iniciar proyectos?.  Quizás deseas escuchar que tienes una gran oportunidad antes de finalizar el año.  Y es importante que comprendas que tu creas esa oportunidad, que esta no es fruto de la casualidad, la buena suerte o el ¨capricho¨ de alguna divinidad.   Si tienes objetivos claros y estas suficientemente determinado a esforzarte por ellos, tendrás el privilegio de escuchar la segunda palabra que el mensajero dio a los pastores: Una buena noticia de gran gozo para todo el mundo.  El nacimiento es hoy…

Todos los nacimientos comienzan en el interior de… la tierra, la madre, la mente… Has preparado tu vida para el nacimiento de lo que deseas ver realizado?

Si enfocas tu atención en descubrir la misión de tu vida, podrás escuchar la buena noticia: dentro de ti hay un caudal inmenso de posibilidades que esperan ser aprovechadas.  El nacimiento que celebramos en este tiempo trae consigo un propósito nuevo, no te lo puedes perder, para ello debes estar atento a tu conversación mental, que te dicen tus pensamientos?…

El Ángel te esta animando a que uses tus talentos y pongas mano a la obra.  Aprovecha este tiempo de des-cubrir, quitar la capa del temor, renovar tu fe y confiar que  puedes hacer realidad tus deseos.  Bendiciones multiplicadas,

NAVIDAD. Un tiempo para qué?

“Ya se siente la brisa…” resuena la canción y en verdad la temperatura se ha vuelto aliada de que decidamos cooperar con la naturaleza y abonemos nuestros corazones con sentimientos de compasión, solidaridad y amor.

Cuando San Francisco de Asís ideó la representación del nacimiento buscó nuevos símbolos que nos hicieran pensar por toda la eternidad, conectándonos con un retiro interior (cueva) donde vemos nuestra luz iluminar nuestro mundo exterior para avanzar a través de las adversidades (buey), por los surcos (asno) que han creado nuestros encuentros personales con el Creador.

Hoy tenemos diferentes formas de recibir anuncios, para muchos de los cuales también queremos escuchar las palabras que los mensajeros de buenas noticias dijeron a los pastores: ¨No teman.¨  Esta es la  primera buena noticia, prepara tu corazón con un se3ntimiento de alegría, confianza y seguridad de lo  importante que eres y habrá un renacimiento que eliminará una de las más grandes barreras:  el miedo a expandir tu conciencia e ir mas allá de los límites de pensamientos y creencias.  El temor nos mantiene en una celda que no nos deja vivir la vida que Dios creó para nosotros ¨desde antes de que el mundo fuera.¨

Sin importar a lo que temas, la Navidad es un tiempo maravilloso para:

  1. Observar tus excusas y derribarlas.
  2. Acelerar tu frecuencia reconociendo tus talentos y poniéndolos a trabajar en la dirección de lo que quieres lograr en tu vida.
  3. Expandir tu conciencia.  Actúa fuera de tu zona de comodidad.
  4. Deja de preocuparte y comienza a confiar en el Cristo que vive en ti y en todos.

Bendiciones multiplicadas,

Babel, la nueva torre


La  gran construcción estaba a punto de terminar.  Ingenieros, contratistas, arquitectos, obreros, la señora de la fritura, todos estaban en el área, haciendo su labor afanosamente.  Llegó el momento de tomar la gran decisión, seguir elevando la torre o detenerla, porque  la tan anhelada meta de alcanzar el cielo no se conseguía.  No pudieron en Babel, ni los Mayas, tampoco los Aztecas.  Se acaloraron los ánimos, todos comenzaron a hablar, cada uno defendiendo su punto de vista, debemos rehacer el plano, adquirir nuevas máquinas, no, gritó una voz, lo que corresponde es contratar más hombres, mejor apoyémonos en tecnología de punta, busquemos más recursos, pidamos nuevas exenciones de impuestos, todos hablaban en lenguas extrañas, pues  nadie  escuchaba, menos se entendía,  eso nos pasa cuando queremos imponer nuestro criterio, nuestra voluntad, y ¨se confundieron las lenguas hasta el punto que no se entendían¨.  El orgullo, la soberbia y sobre todo la impotencia humana para expresar lo que realmente somos se constituye en la gran Torre de Babel de estos tiempos.

Hay destellos iluminadores de momentos  de unidad que nos recuerdan la imposibilidad de que podamos construir la sociedad que anhelamos si lo intentamos de manera individual, pero no nos entendemos ¨hablamos lenguas diferentes¨.  Y la realidad nos golpea, la sangre parece correr entre las líneas de los periódicos o  el sonido de las palabras  del lector  de noticias.

No hay seguridad que funcione si no detenemos el germen que crea y fomenta el  corrupto, el violento, el asesino por encargo, el…  Es responsabilidad de todos participar en la construcción de la nueva torre,  un ser humano nuevo  que viva y exprese lo especial que hay en el/ella, la esencia unigénita con  que fue creado.

Si aportamos lo mejor de nosotros, nuestra piedra de amor, de servicio,   que detenga la vorágine insaciable de, a costa de los demás,  querer acumular más de lo que  tendremos tiempo de disfrutar, el prójimo que hambrea reclamará  su parte, romperá la verja, violentará la alarma   o  nos visitará el ¨ángel de la muerte¨ .

El hombre más rico del mundo, el nuevo Rey Midas, el Magnate más, la nueva Diva, el/la más… es una figura que se renueva cada cierto tiempo y al igual que usted y yo también salen de este mundo, porque como dice una canción nadie puede atender al pedido de: ¨por favor, paren el mundo que yo me quiero bajar¨, no hay parada física.  Hay revaloración de lo que somos y de devolver al mundo lo mejor de nosotros.  Trabajo en  lograr hacer mi mejor aporte. Cuál es el tuyo?.  Descúbrelo, Compártelo  y  Disfrútalo.  Bendiciones multiplicadas,

Lobos modernos

“La Caperucita”, “Los 3 cerditos” y otros cuentos más nos presentan la figura del malvado y feroz lobo; pocos recuerdan el gesto maternal de la loba que amamantó a Rómulo y Remo, los fundadores de la Roma antigua, según la leyenda. El lobo siempre era el malo porque atacaba los rebaños y las vidas.

Hoy también tenemos sueltos muchos lobos, algunos se han enseñoreado en la selva de nuestras mentes y en la jungla en que muchos tratan de convertir el espacio que se nos ha dado para vivir.

Dice una historia de Og Mandino que: “Un anciano indio Cherokee estaba conversando con su nieto.

Él le dijo: -Los hábitos son como dos lobos hambrientos de igual fuerza que están en tu mente; uno de ellos es bueno y hace todo lo que sea positivo.

Es bondadoso, comprensivo, ama incondicionalmente, siente un constante deseo de dar, ayudar, compartir y amar, y siempre anda contento, en fin; pero el otro lobo, es malo. El temor y los malos sentimientos rigen su centro. Así que siente odio, envidia, es egoísta, y los celos devoran su ser. Siente un fuerte deseo de dominar psicológicamente y dominar físicamente, es malvado, violento; vive en amargura.

Su nieto se quedó pensando por unos momentos y le pregunta a su abuelo: -Tata, y si los dos lobos pelearan, ¿cuál ganaría? Su abuelo le respondió: -El lobo que tú decidas alimentar”.

Aquel al que le des poder en tu mente. “Solo un hábito puede dominar otro hábito”.

Algunos de los lobos que hemos alimentado están bien escondidos, reprimidos, se levantan cada cierto tiempo, como la bestia del Apocalipsis.

En estos días los periódicos nos han traído las noticias de lobos que con mucha saña, odio y fiereza han acabado con la vida de una profesora en Barahona, un periodista en La Romana y una empresaria de Higu¨ey. ¿Cuáles lobos está alimentando la sociedad dominicana? ¿Cuáles hábitos nuevos estamos cultivando en la selva de nuestra mente? Nos estamos alimentando de riqueza fácil, consumismo, vacío existencial, apatía y de “vida virtual”, que manipulada por algunos nos va quitando el gusto por la inteligencia, porque “pensar implica esfuerzo, trabajo y compromiso”.

Nos angustiamos por lo que no podemos conseguir ni tener con trabajo honesto, pero exhibimos lo que no podemos justificar desde un puesto público, social o religioso.

Dicen algunos expertos que nos toma alrededor de 21 días instalar o desinstalar un hábito. Un tiempo bien corto si nos atreviéramos a adoptar un nuevo modelo de comportamiento o de actuación. Nuestra responsabilidad es deshabilitar esos lobos. Si por moda están ocurriendo hechos dolorosos, por contagio debemos alimentar el lobo del respeto a la vida, volver la mirada a nuestro interior y recuperar fuerzas desde ese centro de paz. El anhelo ardiente de la creación es comenzar a manifestar ese Cristo que está en nosotros. Bendiciones multiplicadas.

También puedes encontrar este artículo en:

http://www.listin.com.do/religionsenderos/2011/9/10/203069/Neutralizando-a-los-lobos-modernos

Vacaciones de Dios

Mami, mami!! Mataron a un compañero mío  del Colegio, fue el grito desesperado de mi hija para darme tan triste noticia.  Los detalles que rodearon tan horrible suceso los dejo a la búsqueda investigativa en el periódico.  Mi deseo es llamar tu atención de que la sociedad está clamando por nuestra intervención, SI, nuestro involucramiento para contribuir a la transformación de lo que pueda ser cambiado.  Las creencias que he asumido me hacen pensar que los jóvenes se están ofreciendo para dar lecciones, a costa de su propia vida.

Quizás se trate del “ataque de  los ácidos” que actúan para que la mariposa brote de su crisálida y nos acercamos a un cambio trascendental de la humanidad.  Temor, odio, avaricia, intolerancia, parecen estar en las mentes de una gran parte de los habitantes del mundo y algunos sienten que deben tomar acción rápida pues el tiempo no les va a alcanzar.  Hay otros que entienden que el Gerente universal está de vacaciones y parece estar incomunicado con su creación.  Y tú qué crees?

Entonces bendijo Dios el séptimo día  y lo santificó,  porque en él reposó de toda la obra que había hecho en la creación.”  Gen 2:3

El reposo de Dios tiene que ver con la seguridad de su obra, una creación perfecta, con todos los atributos de su creador.  Es menester que volvamos nuestros pasos y seamos libres para reconocer que su atención siempre está con nosotros y nuestro esfuerzo es despojarnos de la anemia espiritual con que nos hemos recubierto.  Hay una acción social de la que todos somos responsables y nuestra razón así lo reclama, acompañémosla de lo divino en nosotros y actuemos desde allí al hacer nuestra contribución en este tiempo en  que se necesita.

Vamos, vamos… has sido la persona escogida para poner en movimiento lo mejor que requiere este tiempo, porque toda la confianza está depositada en ti.

Bendiciones multiplicadas,

ORDEN, una idea divina

 

A

 lguna vez usted se ha preguntado por donde iniciar el arreglo de la casa, del escritorio  o por dónde comenzar a ordenar su vida.  Al detenerse y aquietar su pensar es seguro que desde su interior oirá una voz que le dice…- comienza por el principio!, el mismo en que actuó el Creador cuando “…la Tierra estaba desordenada…” y paso a paso, sin saltar, ejecutó el proceso de la creación.   El caos, el desorden, estaban eliminados cuando usted y yo nos integramos a co-crear con Dios.  La primera ley del universo estaba en marcha.  Ley y orden pasan a tener una relación de correspondencia desde el mismo génesis y Moisés, a quien se le resalta en el relato del “origen”, se convierte en la primera figura que recibe un cuerpo de 10 leyes para dirigir a su pueblo hacia una tierra de esperanza.

Imagine lo que significa que nos saquen de nuestra zona de confort, no importa que ésta haya sido un espacio de esclavitud, de opresión tiránica, libertadas eliminadas, compañía abusiva.  Es natural que nos agitemos y entremos en un estado de caos y desorden mental, emocional y físico.  

Por eso, para vivir en comunidad hemos creado Códigos legales, de Respeto a la propiedad privada, disposiciones que se registran en las leyes aprobadas por la sociedad y donde se indica cómo deben hacerse las cosas.  Respetamos tu espacio, tu vida, tus posesiones, tus ideas.

La naturaleza es más sabia, siempre da muestra del perfecto orden, este se hace visible, genera confianza y seguridad, así no hay duda de que las “dos grandes luces” saldrán una al anochecer y la otra se levantará anunciando el día.  Es la madre naturaleza la que nos invita a aprender a liberarnos de toda necesidad de control y cooperar con el orden divino subyacente en toda situación, ya sea una crisis u oportunidad.

En nuestras vidas hemos de dirigir pensamientos alborotados, de desasosiego, apego, temor, escriba el suyo, hasta un centro donde puedan ser cambiados por seguridad, comprensión, armonía, hasta un lugar de ORDEN.

“La forma más rápida para establecer orden es afirmarlo como divino en todos nuestros asuntos, esto es buscar primero el reino.”  Al crear espacio, liberándonos del desorden, pensamos con claridad y traemos a expresión lo mejor de nuestro potencial interno. Cuando alineamos nuestra mente con el orden  entramos en el reino de las ideas perfectas y como resultado se manifiestan las añadiduras, disponibles para los que creen. Te sugerimos que identifiques esa área de tu vida que necesita ser ordenada y comiences el trabajo que se requiere.  No se admiten saltos, todo debe ser hecho “… correctamente y en orden.”

HIGIENE MENTAL

Meditacion en el silencio

El tratamiento preventivo y curativo de todas las enfermedades comienza con lavar el área afectada en el cuerpo y  limpiar el espacio que ocupamos. Piense usted como se prepara para tener su casa arreglada cuando espera recibir visitas.  Tira agua, sacude el polvo, reubica los muebles, saca los adornos nuevos y si es menester hasta pinta la casa.  Todo para que resulte agradable a usted y sus visitantes.  Qué haríamos por nuestra paz mental?

Tradicionalmente,  en los casos de angustia,  al igual que usted mi primera reacción es querer tener el control y creerme que tengo la respuesta, se nos olvida que “nuestros mejores pensamientos fueron los que nos llevaron a donde estamos en ese momento”, pero  ni usted, ni yo, ni nadie tiene el control de todo, por eso la importancia de buscar mecanismos para bregar con las situaciones que se nos presentan y procurar tener el mayor grado de higiene mental.  Si, ha leído bien, escribí HIGIENE MENTAL.

Estoy hablando de desalojar todo el polvo angustioso que cubre nuestra mente.  Liberarnos de capas y capas de preocupaciones que nos ocupan anticipadamente con cosas  que no han ocurrido, posiblemente nunca sucedan  y de cumplirse, qué sería lo peor que puede pasarnos?

Higiene Mental es un hábito que debemos adquirir, tal como hacemos al limpiar nuestra casa.   Para lograrlo la razón nos indica que : 1ro.  Examinemos   nuestra conversación mental, pues ella nos genera un  desasosiego, señalándonos los  “y..  si…”; y si esto… y si aquello…

2. Tu pensamiento es tu vida. Hazlo positivo, vuélcalo a tu favor.  Una mente que se higieniza se fijará en todo lo que tienes, lo que éstas en capacidad de hacer y te invitará a actuar.

3. Despertemos sólo a lo que está pasando en este instante, en el presente. No hay forma de ir al pasado y cambiar lo que dijimos, lo que hicimos.  Tampoco podemos adelantarnos al futuro, lo que si podemos es tomar una decisión ahora, aquí, en este momento y ponernos en  acción  que no se vuelve mejor porque le agreguemos  angustia.

El corazón nos recuerda, a través de nuestras emociones y sentimientos que:

  1. Yo soy más grande que mi realidad actual.  Me vuelvo consciente de mi potencial y veo  que otros han pasado por igual, similar o mayor  situación y han trascendido. Observa, comprende y cambia
  2. Nunca estoy sol@.  Entro en contacto con la realidad y miro más allá de la apariencia.  Hay un mensaje por descubrirse en esta experiencia de mi vida;

3. “El soplo del omnipotente” está en mi como semilla para la  creatividad, la fortaleza y la confianza serena en mis talentos;

4. Necesitamos desarrollar nuestro sentido de gratitud y al dar las gracias silente o audiblemente, disponernos a escuchar la sinfonía del universo poniéndose “a la orden”.

Y tú qué haces para lograr tu higiene mental?  Compártelo con nosotros.

 Bendiciones multiplicadas,

Este artículo también apareció en:

 

http://www.listindiario.com.do/religionsenderos/2011/5/7/187264/Adquirir-el-habito-de-limpiar-la-mente

Intercambio de afectos

Para poder dar algo debemos tenerlo y si hemos de dar afecto es preciso que primero lo tengamos a nosotros mismos.   Jesús dijo: “amarás a Dios con toda tu mente, con todo tu corazón y al prójimo como a ti mismo. ”   Para el Maestro estaba claro que lo primero era el amor a Dios, luego a mi mismo y esto definitivamente haría que yo amara al prójimo, al otro.

Hablemos del primer sentimiento, el amor a Dios.  Cómo se manifiesta ese amor? Cómo se pone en evidencia que yo amo a Dios.  Las respuestas son una por cada persona que lee este escrito,  por lo que voy sugerirle que considere ésta: “… es preciso que le creamos que existe…”  El amor a  familiares, amigos, hijos, etc. es fácil de mostrar, hay ciertos comportamientos que lo ponen al descubierto, más el amor a Dios implica un encuentro muy íntimo,  “más allá del yo que aparentamos ser.”

El himno al amor dice:  “El amor es sufrido, benigno, no busca lo suyo… ” nos damos cuenta como aquel en quien creemos se da sin limitación, buscando expresarse a través de nosotros, como estando  a la puerta, llama y sólo entra si le abren. Teniendo el poder pide el permiso. Y es desde ese punto de encuentro con el UNO que  llegamos al  siguiente estadio:   Amor a mi mismo.       Durante mucho tiempo esto ha sido tabú, por el temor de que caigamos en lo que hizo Narciso.  Se cuenta  que Narciso vió su imagen reflejada en las aguas…, y se enamoró perdidamente de su propia figura.    Y allí se quedó indiferente a todo lo que le rodeaba.  Esta vieja leyenda ha dado el nombre de narcisismo a esa ingenua vanidad de quienes ante el espejo alimentan sin cesar la admiración hacia sí mismos.   El amó una imagen  hermosa, otros probablemente además verán:  el carro, la posición, la posesión y dejamos de ver lo más importante, el Cristo en nosotros y con ello  estar contentos con quienes somos y lo que podemos hacer con nuestros dones.

Si a diferencia de Narciso comenzáramos  a ver:  Belleza en los demás,  en nuestras manos las manos de Dios dando forma a la sustancia y el poder creativo de Dios a través de nuestras ideas, estaríamos en capacidad de ir al siguiente paso: intercambiar afecto, amando al prójimo.     Esta  capacidad  tiene que ver con mi:

1.  Autoconocimiento (conócete a ti mismo), tus miedos, angustias, apegos, sentimientos ocultos.  Preguntas existenciales, Quién soy?    Cuál es mi propósito en esta vida? Qué voy a hacer para lograrlo?

2. Empatía.  Interpretada aquí como la llave de oro: “Hago a otro el bien que quisiera me hicieran a mí.”  

3. Capacidad de interrelacionarse.  Aceptar que yo tengo dones y talentos y los demás también.  Me ocupo de mi crecimiento y transformación, sin querer cambiar al prójimo.  Observo cuáles están siendo mis exigencias para otro y actúo yo.

4. Juzgo con juicio recto.  Todo es conciencia. No le exijo a otros lo que no soy capaz de hacer yo.   

Estas letras cobran vida, cuando tú y yo lo decidamos.

Bendiciones multiplicadas,
Jocelyn Quezada

Una carta para Dios enviada con los Reyes Magos

Un género muy especial para escribir son las cartas, en algunos casos ellas narran la historia de las vivencias de su autor.  Las hay famosas en todas las variedades, están las de aquellos que desnudaron sus sentimientos por un amor pérdido, no correspondido; hay instructivas, melancólicas, también están las que aún hoy día promueven el trabajo de evangelización del Apóstol Pablo. La Sra.M. Filmore, cofundadora del movimiento Unity, compartió que a veces ella escribía cartas a Dios, “cuando entendía que algo merecía su atención…”, animada por esa inspiración, recordé las notas que de niña enviaba a los Reyes Magos, sin dudar que éstos pasarían por debajo de mi cama, la tomarían y la magia haría el resto. Te invito a escribir una carta para Dios y alentados por la fecha la entreguemos a los Reyes Magos, quienes al igual que llevaron sus presentes al niño recién nacido, la tocarán con la mirra de la eternidad, la santificarán con el incienso, y con seguridad, desde la morada santa nos confirmarán las riquezas del reino celestial que recibiremos por la misiva. Querido Dios: Nos abrimos a una Nueva Década, confiados de que tu nos guías, pues sentimos como tu “vara y tu cayado nos infunden aliento”. Reconocemos los talentos que nos has confiado y con ellos asumimos el compromiso de hacer algo. Ser lo mejor que podemos Ser, para nosotros mismos y para toda la humanidad. Al pasar la vista a lo que pasó a lo largo de los diez años anteriores, nos dimos cuenta que no importó cuanto hayamos avanzado para disminuir la distancia para comunicarnos con los lejanos, porque nos hemos distanciado mas de los que están cercanos. Avanzamos hasta descodificar toda la historia de la célula humana y nos deshumanizamos para tener más y más, de lo que al partir nos vamos a llevar. Hemos comprometido nuestros valores, creencias, en fin nuestra conciencia, para hacernos de posesión, posición, prestigio, placer y hemos desdeñado avanzar, y juntas las manos hacer realidad tu exhortación: “Ama al prójimo como a ti mismo”. Nos quedamos en —como a ti mismo—- y hasta que tsunami, huracán, cáncer y otros males visitan nuestros hogares, se nos olvida que desde ese Centro de Poder que eres tú en nosotros, es que podemos realizar lo que realmente somos, más que carne, más que ojos, tus hijos(as) amados. Confiados en ti, expandimos nuestra conciencia (pensamientos, sentimientos, actitudes, creencias…)  para ver más allá de la limitación de nuestros sentidos y comenzar a caminar por el nuevo sendero que juntos vamos a recorrer en 2011. Gracias Dios. Bendiciones multiplicadas